Republica Dominicana
  • Está aquí:  
  • Inicio /
  • Noticias /
  • Turismo naranja en República Dominicana

Turismo naranja en República Dominicana

Turismo naranja en República Dominicana

La República Dominicana tiene una riquísima biodiversidad, pero también posee grandes atractivos culturales e históricos que están motivado a realizar turismo interno.
Sumado a esto, las nuevas ofertas hoteleras, las cuales han permitido a los dominicanos disfrutar de complejos turísticos en cada uno de los polos del país, explotan cada atractivo que posee el país denominando esta inclinación como turismo naranja.

El turismo naranja, según define Hosteltur, “es un turismo sostenible y generador de desarrollo cultural, económico y social a partir de la gestión turística responsable del patrimonio cultural, la producción artística y las industrias culturales y creativas.”

Cada fin de semana, municipios como Jarabacoa, Constanza, Puerto Plata, Barahona, Santiago, Samaná, San José de las Matas, Bávaro, Montecristi, entre otros, reciben miles de dominicanos que han sentido la necesidad de recorrer los diferentes rincones del país, buscando descubrir los atractivos naturales, culturales y sociales que estos ofrecen.


Milka Hernández Jiménez, directora de Promoción Turística Nacional del Ministerio de Turismo de la República Dominicana informó que, aunque no se tienen cifras exactas de cuantas personas están realizando turismo interno, se ha cuantificado que este sector ha tenido un crecimiento entre 15 y 20 por ciento.
Indicó que los días feriados de Semana Santa, unos cuatro millones de dominicanos se desplazaron al interior del país a realizar turismo interno.
En el mismo sentido, el presidente de la Asociación Dominicana de Operadores de Turismo (ADOTUR) Jacinto Fernández, al ser entrevistado, dijo que es un hecho que el turismo interno es parte importante de la economía de diferentes provincias del país y de los complejos hoteleros, sobre todo en temporada baja.

Fernández expresó que un ejemplo es el crecimiento de las agencias de viajes, las cuales cada fin de semana están desplazando un gran número de dominicanos en busca de conocer, no solo los atractivos en general que tiene el país, sino de hospedarse en buenos hoteles fuera de Santo Domingo.


Mientras que Ernesto Veloz, presidente de la Asociación de Hoteles del Este informó que ya es un hecho que el turismo interno forma parte del interés no solo de las diferentes munícipes del país, sino de las cadenas hoteleras nacionales e internacionales.
En temporada baja los dominicanos invaden positivamente los complejos hoteleros, y un ejemplo es la cantidad de dominicanos que están visitando y disfrutando hoteles de la zona Este del país.

De acuerdo con informaciones, cada vez que un dominicano hace turismo aporta entre 30, 40 y hasta 300 dólares, cantidad que logra movilizar la economía y hacer su aporte a la comunidad o provincia donde a donde se ha movilizado.

El turismo naranja es un articulador y potenciador de la economía naranja (nombre que define las industrias culturales y creativas) y la economía cultural y creativa, que se convierte en un generador de oportunidades para la comunidad local. El empresario e historiador dominicano Manuel García Arévalo, en un abordaje del tema sostiene: “No cabe duda que las exigencias de los turistas por conocer el pasado de las regiones y los pueblos que visitan hace que la industria turística se apoye cada vez más en la promoción del patrimonio histórico y arqueológico con una forma adecuada y sostenida de atracción cultural”.



Comparte y comenta





Tamaño letra

Contraste

Otros